Fruta a domicilio: ¿Por qué comprarla Online?

Cuando viajamos, a menudo aprovechamos para recorrer mercados típicos de alimentos, sobre todo, frutas y hortalizas, y descubrimos olores, formas y colores que despiertan nuestros sentidos. Estas sensaciones, lógicamente, también los podemos vivir cuando hacemos nuestras compras, pero no es lo mismo comprar fruta para experimentar, que adquirirla como parte de nuestra cotidianidad. En este artículo te explicamos las ventajas de adquirir fruta a domicilio.

Fruta a domicilio: exactamente la que buscamos

Más a menudo de lo que desearíamos nos vemos obligados a hacer colas o a quedarnos productos que no son los que exactamente desearíamos e, incluso, podemos sufrir más de una sorpresa al observar que en el lineal del supermercado ni siquiera está aquella manzana, melocotón o cereza que soñábamos y que habíamos prometido a nuestros seres queridos. Y no sólo eso, sino que, de vez en cuando, los productos que después servimos en nuestras mesas no responden a las expectativas que teníamos en el momento en que los vimos y decidimos comprarlos. Existe, sin embargo, un sistema que cada vez se está implantando con mayor fuerza como es la compra de fruta online, fruta a domicilio; es decir, que recibamos las frutas que queremos, con la calidad que queremos y que nos lleguen directamente a nuestros domicilios.

¿Cuáles son las ventajas de comprar la fruta a domicilio?

Podemos elegir exactamente qué fruta y qué variedad de ella queremos. El camino más fácil es consultar una de las numerosas webs especializadas en la venta de fruta online, donde podremos ver qué tipo de productos y variedades de frutas nos ofrecen, así como todas sus características. Si se da el caso de que la oferta es muy diversa o de que queremos conocer otras variedades de frutas, debemos tener en consideración que, buena parte de dichas plataformas de venda por internet cuentan con un servicio de atención telefónica, como es el caso de EROMMA, donde nos guiarán y ayudarán a resolver nuestras dudas y aconsejarnos sobre cuál es la mejor opción según nuestros gustos. El éxito está garantizado.

1. Sin intermediarios

Los circuitos de comercialización de la fruta suelen pasar por una intermediación para su distribución, una circunstancia que, generalmente, contribuye negativamente en dos aspectos: por un lado, el agricultor recibe una valoración económica inferior a la que desearía y, por otro lado, el intermediario, para conseguir su beneficio, debe incrementar los precios para quedarse con un margen. Todo este proceso es legal, pero a muchas personas no les gusta porque desde el punto de vista de la transparencia de una cadena alimentaria perjudica al origen (el agricultor) y al destinatario (el consumidor). Con la compra por internet, la figura del intermediario desaparece, se compra directamente, lo que convierte dicho proceso en una transacción directa. Y como a los productores de fruta tampoco les interesan los intermediarios, las frutas que ofrecen online son las mejores que tienen, en una clara apuesta por la calidad.

2. Rapidez

Las plataformas de venta online tienen también otro punto fuerte, como es la rapidez en el servicio. Lógicamente, es mucho más rápido hacer el pedido a principio de la semana porque el fin de semana no se reparte, pero si somos previsores y cerramos nuestra compra entre el lunes y el miércoles, es prácticamente seguro que recibiremos nuestra mercancía en un período de entre uno y dos días. Los agricultores tienen cerrados acuerdos con transportistas para garantizar un servicio de calidad, y para que no suceda nada durante el transporte. También cuentan con sistemas de embalaje adecuados que garantizan que nuestra fruta llegue a nuestros hogares en óptimas condiciones. La fruta a domicilio es como si la acabáramos de comprar en el mercado. Cuando nos la entreguen y la hayamos observado y probado, no notaremos la diferencia.

3. Comodidad (ahorrarse el ir a hacer la compra)

No conocemos a nadie que le gusta acarrear bolsas pesadas con alimentos, una circunstancia que nos podemos ahorrar con la compra online. Pero no solo es una cuestión de comodidad, sino que también es una alternativa de garantía para las personas con problemas de movilidad; así, productos que a veces para estar personas podían parecer inalcanzables o imposibles, ahora los pueden conseguir con un simple clic.

4. Compartir nuestra experiencia es bueno para todos.

Cuando a la salida de un mercado nos hemos encontrado con conocidos y amigos y nos han visto con bolsas de fruta, seguro que nos han preguntado dónde la hemos comprado y nosotros se lo hemos indicado y les hemos trasladado las correspondientes recomendaciones. Pues en internet es lo mismo, y las compras se basan en la confianza, por lo que hay que fijarse en las valoraciones y, una vez hayamos recibido nuestra fruta, compartir nuestra experiencia. Aconsejar a los demás y valorar la calidad del servicio y del producto es clave para que esta cadena de confianza continúe creciendo. Además, es un aliciente para los agricultores: los buenos se esforzarán en seguir siéndolo y los menos valorados deberán tomar nota y mejorar si quieren continuar con un espacio dentro de este mercado. La competencia es sana y nosotros, a través de nuestras observaciones, regulamos, en cierta manera, el buen funcionamiento de las plataformas online.

Dicho esto, te invitamos a que compres nuestra fruta a domicilio. Entra en nuestra tienda Eromma y haz la prueba. Comprobarás qué ciertas son las ventajas que te hemos expuesto.

Suscríbete a las novedades de nuestro blog